Loading...

Apenas dos días después de que se celebraran las Primarias Abiertas, Simultáneas y Obligatorias (PASO) el gobierno de María Eugenia Vidal autorizó una nueva suba en las cuotas que cobran los colegios privados en la provincia de Buenos Aires que cuentan con subvención estatal.

La mandataria provincial dispuso que el nuevo golpe al bolsillo de una gran parte de los bonaerenses sea retroactivo a junio, dos meses antes de las PASO, lo que deja en evidencia que el freno al aumento tenía intenciones electoralistas y sólo se “liberó” una vez pasados los comicios.

Según explicaron desde el gobierno de Vidal el aumento que en promedio será del 13% tiene como finalidad afrontar la suba salarial acordada con los docentes bonaerenses.

Los padres de alumnos que cursan en colegios privados recibirán así la factura con una diferencia de entre 100 y 300 pesos. La variación depende del nivel (jardín, primaria o secundaria) y del índice de subsidio estatal.

En Buenos Aires funcionan poco más de 3.600 centros de enseñanza que reciben fondos para pagar parte o la totalidad de los haberes de sus maestros.

Los directivos escolares podrán enviar una factura complementaria para cobrar el mes en curso. Los montos de los dos meses anteriores deberán cobrarlos en cuotas de aquí a fin de año.

Otra opción que se les dio a los colegios es sumar una cuota más al año. Es decir que aquellos colegios que cobran sólo 9 cuotas al año podrían sumar una décima cuota, Diciembre, y cobrar allí la totalidad del retroactivo en un solo paso.

Loading...
Fuente: Minuto1
Anuncios