¿La erección prolongada o “priapismo” nueva complicación del coronavirus?

Un paciente de 62 años que estaba siendo atendido en un hospital de Francia, luego de haber dado positivo de Covid-19, sufrió una erección de hasta cuatro horas que fue causada por el coronavirus, de acuerdo a los expertos que analizaron el caso. 

Los profesionales de la salud que atendieron al paciente, cuya identidad se mantuvo anónima, relataron que el hombre llegó a su médico con fiebre, tos seca, dificultad para respirar y diarrea. Dos días después fue trasladado de urgencia al hospital donde se comprobó que tenía coronavirus.

Debido a que demostraba signos de insuficiencia respiratoria, se le instaló un respirador artificial y luego de un examen físico se constató que también sufría de un “priapismo (erección prolongada sin estimulación sexual) no identificado previamente”.

Los especialistas sanitarios describieron que los dos cuerpos cavernosos, las cámaras de tejido dentro del pene, eran rígidos, aunque la punta estaba flácida. El diagnóstico fue un “priapismo de bajo flujo”, el cual sucede cuando la sangre queda atrapada en las cámaras de erección. 

Estos priapismos se diferencian de los de alto flujo, que son causados por una lesión. Si bien el hombre estaba sedado y no pudo describir su dolor, se cree que era insoportable.

Al principio, los expertos aplicaron una bolsa de hielo en el área del pene, pero luego de 4 horas de una erección persistente, extrajeron la sangre de la zona con una aguja y encontraron “coágulos de sangre oscura”. Una vez que los profesionales drenaron al paciente, su pene volvió a su estado de reposo.

Finalmente, se le inyectaron drogas para normalizar su sistema nervioso y le dieron medicamentos para prevenir la coagulación de la sangre. Según el informe, el hombre no ha sufrido priapismo desde que salió del hospital.

Myriam Lamamri, médica de terapia intensiva, explicó al medio británico que la coagulación sanguínea se produce por una herida, ya que tiene como objetivo detener el sangrado. Sin embargo, si este proceso se produce en el momento equivocado se puede generar una trombosis, la cual desarrolla coágulos en las venas y arterias que pueden bloquear el corazón, el cerebro y los pulmones.

Fuente
Página/12
Botón volver arriba
Cerrar