Festival Distópico Disidente

Se trata de un nuevo evento musical online que surge en el marco del aislamiento social. Un grupo de artistas autogestionados de la escena disidente se organizaron a través de este festival digital, con el fin de generar un ingreso mínimo y a su vez sostener la visibilización y resistencia de los proyectos artísticos e independientes en los que venían trabajando.

«Zepe», miembro de Sudor Marika y productor del festival, habló del crecimiento de la escena que se venía dando justo antes de que estalle la pandemia. “Históricamente hubo una invisibilización y una lucha por pertenecer, medio a los codazos, para integrarse a una escena donde seas convocade a festivales, donde seas convocade para proyectos piolas”.

“Por lo menos la escena de la música siempre fue como muy del mismo palo, ¿y escuchar a Sergio Palazzo diciendo que le gustaría convocar bandas de mujeres pero que la verdad es que no hay bandas buenas? Dejate de joder. ¿No hay bandas buenas, o vos no tenés acceso porque las mismas personas que eligen en los festivales son varones cis heterosexuales que eligen bandas de varones cis heterosexuales?”, criticó el músico.

Y señaló: “Yo creo que también hay un devenir ahí que es gracias a todos los feminismos que vienen ocupando lugar en la agenda emocional y política en todos los aspectos, y ahí la disidencia como abrazada a esa lucha también empieza a integrar todo eso y se empieza a dar como un ida y vuelta”.

El entrevistado añadió que existe un punto en que el mismo público empezó a buscar expresiones artísticas que reflejen más sus vivencias y sus experiencias, yendo a ver a bandas en lugares donde sientan seguridad.  “Donde dos pibas pueden darse un beso sin que haya un paki baboseándose o haciéndote pasar un momento de mierda. La escena disidente también venía generando ese espacio de seguridad para todes, tanto para les artistas como para el público”.

“El público decide ir a ver tal banda a tal lugar porque pueden existir tranquilamente sin la presencia de ningún varón cis heterosexual del mal. Era re loco, estaba buenísimo lo que estaba pasando, porque estábamos creando cada vez más espacios, empezamos a tener cada vez más visibilidad”, contó Zepe.

«Bife»

El artista confesó: “Yo recuerdo la última semana antes de que se decrete la cuarentena. Estuve todos los días en el Centro Cultural Kirchner viendo a un montón de artistas disidentes que me volaban la cabeza. No podía creer que estaba entrando a uno de los lugares emblemas de la cultura de acá y estaba yendo a ver a artistas que tenían un montón para decir y que nunca tuvieron ese espacio de expresión. Y me puse a llorar ahí, me ví con mis amigues y me abracé”.

El timbalero explicó que fue en ese momento cuando empezaron a sentir que por fin se reconocía un poco el fruto de la lucha de tantos años. “Y viene la pandemia como un sopapo, yendo a lo emocional y también a lo económico”.

El Festival Distópico es para generar un ingreso de dinero mínimo para las economías de estos artistas, que fueron completamente golpeadas por la pandemia. “Queremos que entiendan que este festival no es el festival que querríamos hacer, es el festival que podemos hacer”, manifestó Pane.

«Susi Pireli»

“Les invitamos a colaborar porque nos sirve para seguir produciendo. Eso te anima. Cópense que no les vamos a defraudar y vamos a seguir produciendo, y les necesitamos más que nunca”. El evento se difundirá mediante la plataforma Alternativa con un acceso exclusivo, luego de realizar una contribución que va desde los 200 pesos en adelante.

Será  a partir del viernes 4 de Septiembre a las 21 y podrá disfrutarse durante todo el fin de semana. Para más información: festivaldistopico@gmail.com

Botón volver arriba
× ¡Suscribite a nuestro WhatsApp!