Bolivia toma drástica decisión con el Fondo Monetario Internacional

El Banco Central de Bolivia (BCB) devolvió al Fondo Monetario Internacional (FMI) el crédito de $us 346,7 millones tramitado por la dictadora Jeanine Áñez, tras el proceso de Golpe de Estado en el año 2019.

A su vez la intuición financiera anunció el inicio de procesos administrativos, civiles y penales contra actuales y ex funcionarios públicos que participaron de la negociación y suscribieron al acuerdo.

El crédito, que no fue aprobado en la Asamblea Legislativa, fue “gestionado irregularmente”, pero además es considerado “oneroso por las condiciones financieras”, ya que hasta el mes de febrero representó adicionales $us 24.3 millones, de los que $us 19,6 millones por variación cambiaria y 4,7 millones producto de comisiones e intereses.

En abril de 2020 se conoció de la “asistencia financiera” aprobada por el organismo financiero “para ayudar al país a enfrentar necesidades de balanza de pagos derivada de la COVID-19, respaldar los gastos médicos necesarios y medidas de ayuda para proteger el bienestar de la población”.

loading...

Áñez retomó contactos con el FMI, luego que el gobierno del ex-presidente Evo Morales, en su cerca de 10 años de administración, decidiera romper con las políticas que traza el organismo internacional, al que acusó en reiteradas ocasiones de imponer políticas en desmedro de las grandes mayorías.

Los trámites para acceder al crédito fueron iniciados en la gestión del ex-ministro de Economía José Luis Parada.

El ente emisor anunció proceso contra quienes fueron parte de estas gestiones por los costos que representaron para el Estado.

“Realizará las acciones administrativas, civiles y penales que correspondan en contra de todos los servidores y ex servidores públicos que resultasen con indicios de responsabilidad por su participación en el proceso de negociación, suscripción y operación del mencionado financiamiento con el FMI”, refiere una nota institucional.

Según el análisis del BCB, el crédito condicionó una serie de imposiciones fiscales, financieras, cambiarias y monetarias, “vulnerando de esa manera la soberanía e intereses económicos del país”.

“Felicitamos al hermano presidente Lucho Arce por devolver al FMI el crédito entreguista, oneroso y condicionado asumido por la dictadura en contra de los intereses de nuestro pueblo.”, celebró en su cuenta de Twitter el ex-presidente Morales.

“Bolivia nuevamente es libre, digna y soberana.”, concluyó.

Botón volver arriba
× ¡Suscribite a nuestro WhatsApp!