¿Es buen momento para comprar criptomonedas?

A fines de abril de este año bitcoin, la criptomoneda más importante del mundo, llegó a superar los 64 mil dólares. En ese mismo momento, ether, la segunda criptomoneda más usada del planeta, superó los 4 mil dólares. Cuatro meses después ambas monedas estaban desplomadas, llegando a valer menos de la mitad de sus precios máximos.

Para quienes compraron en la cresta de la ola, lamentan haber invertido en ese momento. No obstante, ahora que su precio a descendido tanto, muchos se preguntan si es un buen momento para comprar. Tratemos de estudiar esto.

Las criptomonedas son una realidad en la economía y las finanzas del mundo actual. Todo el mundo ha escuchado hablar de ellas. Además, parecen ser una realidad creciente: con la expansión del comercio electrónico, las finanzas, la tecnología, internet o la desconfianza en los bancos y los gobiernos, es difícil no atisbar que seguirán ganando peso. Incluso varios países ya han lanzado o esperan lanzar su propia criptomoneda.

Si la situación se analiza en esta perspectiva, probablemente muchos se entusiasmen y busquen comprar ya. No obstante, antes de hacer esto, sea mejor considerar que las criptomonedas son activos muy volátiles y que aún tienen muchas batallas que dar, resultando un mercado muy complejo e impredecible.

Existen más de 5 mil tipos de criptomonedas en el mundo. Pero las verdaderamente importantes y serias, con volumen, son dos, las mencionadas bitcoin y ether, que explican el 65% y el 15% del mercado cripto respectivamente. Luego existen algunas con proyección de ser serias, como Litecoin, Monero, Dai o Ripple, pero todavía sin consolidarse. Y también existe el grupo de las cripto basura (llamadas shitcoins), que son conocidas pero que por su propia dinámica parecen condenadas a desaparecer, como por ejemplo el caso de la famosa Dogecoin. El resto de las criptos tienen mucho que probar para verdaderamente convertirse en una opción sólida y no simplemente en una especulación de unos pocos días.

Para saber si vale la pena comprar ahora que es un momento de relativa caída del criptomercado, busquemos analizar la trayectoria de la cripto insignia y sin dudas más importante: bitcoin.

Bitcoin comenzó a existir a comienzos de 2009 y tardó aproximadamente un año y medio en llegar a valer un centavo de dólar. Es decir, a mediados de 2010 con solo un dólar se podían comprar 100 bitcoins. A fines de 2013 alcanzó por primera vez el valor de mil dólares cada bitcoin. Vale preguntarse ¿Era una buena decisión vender los bitcoins en aquel momento? ¿o acaso era mejor comprar y esperar? Tal vez visto a la distancia pueda existir el debate.

Lo que es cierto, es que al comenzar 2014 el valor de bitcoin se derrumbó: pasó a costar 150 dólares, perdiendo el 85% de su valor en pocos meses. No obstante, el resto de 2014 alcanzó un precio promedio de 500 dólares. Un año después, durante todo 2015, el valor fue de 225 dólares.

Recién al comenzar 2017 bitcoin volvió al precio que había registrado cuatro años antes, superando otra vez los mil dólares. Para quien compró en 2013 fue una larga espera, muchas oscilaciones y angustias para recuperar su valor de adquisición inicial. No obstante, si no se desprendió de su compra, esa larga espera tendría sus frutos: para fin de 2017 el precio superaría los 20 mil dólares, permitiéndole multiplicar la inversión inicial por 20. Hubo que sufrir, pero aparentemente valió la pena.

Sin embargo, la historia del bitcoin es azarosa e impredecible. Desde el pico de fines de 2017 el precio ininterrumpidamente caería, hasta alcanzar su peor valor en marzo de 2019, cuando costara 3.500 dólares. Desde ahí tendría un nuevo ciclo ascendente hasta los 10 mil dólares a fines de 2019 pero que, de todos modos, no lograría sostenerse, pues con la pandemia, en marzo de 2020, lo llevaría a caer hasta los 4 mil dólares otra vez.

La historia reciente es más conocida: la recuperación histórica de su precio durante la crisis del coronavirus, con todo, sería espectacular, pues de esos 4.500 dólares en apenas un año se dispararía hasta los 64 mil dólares de abril de 2021 antes comentado.

Hoy el valor se ubica en la zona de los 40 mil, pero hace unas semanas era de 30 mil. Lo que entusiasma a algunos a pensar de que está renaciendo un nuevo ciclo alcista, esperando que antes de fin de año se ubique en torno a los 70 o incluso 100 mil dólares. El resto de las criptomonedas, en líneas generales, tuvieron oscilaciones tan bruscas como las de bitcoin. Y también muchos esperan recuperaciones similares o incluso superiores.

Las lecciones del ciclo del precio del bitcoin nos recuerdan lo volátil e impredecible de los cambios de valor que pueden ser las criptos. Aunque en líneas generales, también nos señalan que su tendencia suele ser alcista. Y que incluso quienes compraron en precios máximos anteriores y que luego se desplomaron (como los mil, 5 mil, 10 mil o 20 mil dólares), a pesar del derrumbe de esos precios, con el tiempo recuperaron esa inversión e incluso la multiplicaron. Pero para eso hace falta largas esperas. E incluso dar por perdido ese dinero durante años.

El mercado cripto por su propia dinámica exige no hacer grandes inversiones allí (se suele aconsejar no invertir más del 5% del capital con que se cuente) y estar dispuesto a vivir una montaña rusa inversora. Por ello mismo si se cumplen estás condiciones, la paciencia pueda retribuir a quienes quieran invertir en un mercado complejo pero que promete adueñarse de todo.

Julián Zícari

El autor de este artículo es Investigador del Conicet, Economista, Historiador, Psicólogo, Magister, Doctor y Filósofo. Autor del libro Crisis económicas argentinas. De Mitre a Macri

Botón volver arriba
× Suscribite a nuestro WhatsApp